23 sept. 2010

LAS DENTADURAS DE PACO PALMA

LAS DENTADURAS DE PACO PALMA
Texto de Mercedes Pérez Sabbi
Ilustraciones de Renata Gallio
Editorial OQO, 2006

Este libro trata de: Alimentación, inteligencia, cuerpo humano, carteros, animales, absurdo
Propuesta de clasificación documental: AZUL/835
Propuesta de signatura topográfica: AZUL/835/PER/den

Cuando tenemos hambre, pensamos en comida, en apetitosos y olorosos platos recién sacados del horno o en el peor de los casos para nuestra salud en una suculenta hamburguesa, pero siempre lo hacemos sin necesidad de cambiar de dentadura. Somos capaces, mujeres y, hombres incluso, de hacer dos cosas al mismo tiempo: pensar y comer. A Paco Palma, cartero de profesión y protagonista de este cuento, no le ocurre lo mismo, él no puede comer y pensar al mismo tiempo. Tiene dos dentaduras, una blanca para pensar y otra naranja para comer. Un día normal de trabajo Paco Palma reparte las cartas al ritmo de una canción que él mismo canta (por supuesto lleva la dentadura blanca puesta), los ruidos de sus tripas le anuncian que ha llegado la hora de comer, pero se ha olvidado de algo...
La realidad en la que se desarrolla este cuento se mezcla con la fantasía y lo surrealista de las increíbles situaciones que se suceden. El final de la historia sigue mezclando realidad y fantasía en unos hechos que no pueden suceder, ni siquiera en la realidad de un cuento, pero que tienen su lógica en el desarrollo de la historia. El argumento sencillo, acompañado de las ilustraciones, raras y exageradas en ocasiones, la cantinela y lo extraño y cómico, sobre todo para ellos que ninguno usa dentadura postiza, de tener que usar dos dentaduras, además de diferentes colores, les engancha desde el comienzo de la historia e intuyen o entienden los sucesivos momentos del relato de la argentina Mercedes Pérez, por extravagantes que puedan resultar. Las ilustraciones de Renata Gallio hacen más evidentes y observables las diferentes escenas cómicas que se suceden en la historia. En Educación Infantil está bastante extendida la costumbre de tener en el aula, una silla o lugar “para pensar” cuando algún niño o niña no cumple las normas establecidas. Esta práctica, nada aconsejable desde mi punto de vista, puede que se tambalee si se les lee este cuento y es posible que los niños y niñas pidan una dentadura naranja “para sentarse”, la blanca, para pensar, siempre la tienen puesta.

Mirta

16 sept. 2010

CRÍMENES EJEMPLARES

CRÍMENES EJEMPLARES
Max Aub
Thule Ediciones, 2009

Este libro trata de: Muerte, locura, crímenes
Propuesta de clasificación documental: BLANCO/86
Propuesta de signatura topográfica: BLANCO/86/AUB/cri

La mayoría de los lectores conoce alguno de los crímenes ejemplares de Max Aub, pues a menudo aparecen en selecciones de textos breves, en ediciones de microrrelatos... Es probablemente por ello que los editores de esta obra han apostado por una originalísima presentación que obligue al lector a detenerse en el libro primero por simple curiosidad, fascinados por la idea de tener en las manos un objeto tan llamativo por sí mismo; después por el interés que tienen las pequeñas motivaciones de cada cual para asesinar.
Como exige el tema de la muerte, el libro es de color negro, con la letra plateada, que aumenta la sensación de oscuridad, y elimina el exagerado contraste del blanco. Abrirlo es entrar en el reino de lo extraño, de lo indescifrable aunque legible, del subconsciente. La cubierta combina el mismo negro y el mismo plateado pero presenta un conjunto de calaveras risueñas: el toque necesario para intuir que no debemos dejarnos naufragar en el terrible presagio de las historias desgarradas que presenta.
Cada pequeño testimonio es una ventana a los mundos posibles que encierra este mundo, a las mentes perturbadas, delirantes o francamente certeras de los que nos rodean, y son testimonio de lo sencillo que puede ser perder el norte en un acceso de furia, de irracionalidad o de emoción. Para disfrutarlo es necesario saber qué vas a leer, y esto exige preparación para la obra o cierta madurez lectora. Por otra parte, que Dios nos perdone, es divertidísimo.

Lorena

10 sept. 2010

NACHO VA AL COLEGIO

NACHO VA AL COLEGIO
Liesbet Slegers
Edelvives, 2002


Este libro trata de: Infancia, escuelas, amistad, conocimiento del entorno
Propuesta de clasificación documental: AMARILLO/EXPERIENCIAS
Propuesta de signatura topográfica: AMARILLO/EXPERIENCIAS/SLE/nac 

Nacho va al Colegio es un libro de la serie de Nacho que enfoca con humor y acento didáctico los problemas cotidianos de los más pequeños.
En este caso a Nacho le corresponde ir al colegio, es su primer día y va muy contento, pero claro, cuando su mamá se va, se echa a llorar y no quiere quedarse, todos los niños y las niñas y los alrededores le son desconocidos. Poco a poco, la maestra les va introduciendo en las rutinas y actividades de la clase: les cuenta un cuento con marionetas, hacen un sombrero de papel y ponen su nombre, beben la leche con una pajita, juegan a los cubos y hacen una torre altísima, y poco a poco va haciendo amistades, por lo que, cuando pasa su mamá a recogerlo se despide con un ¡HASTA MAÑANA!
Esta simpática historia, narrada en primera persona e ilustrada con vivos colores, describe con optimismo las dificultades de socialización a las que se enfrentan los más pequeños cuando comienzan su vida escolar.
También es importante el enfoque con que está contado el cuento. En su sencillez están los aciertos y los límites del cuento, que sin intento de originalidad pretende ser una historia sobre las cosas positivas que se pueden encontrar en la escuela.

Toya

4 sept. 2010

EL SULTÁN Y LOS RATONES

EL SULTÁN Y LOS RATONES
Joan de Boer (a partir de un cuento popular árabe)
Ilustraciones de Txell Darné
OQO Editora

Este libro trata de: Astucia, engaños, animales, aristócratas
Propuesta de clasificación documental: AMARILLO/CUENTOS
Propuesta de signatura topográfica: AMARILLO/CUENTOS/BOE/sul

Al sultán le gustaba mucho el queso. Tenía habitaciones llenas de quesos y claro, el palacio se llenó de ratones. A partir de ahí, empieza una auténtica conmoción de gatos, perros, leones, elefantes, ratones…. que puede prolongarse hasta el fin de los tiempos.
En este tipo de cuentos circulares, las estructuras repetitivas funcionan muy bien y resultan eficaces para “conectar” con el público infantil que sigue el cuento muy atento y divertido.
Lo fascinante del libro son las ilustraciones de Txell Darné, realizadas con la técnica del collage, que suponen una fuente de inspiración para despertar la imaginación y la fantasía (los perros están hechos con destornilladores, los leones con corchos, etc.,) de grandes y pequeños en un nuevo concepto de creatividad alejado del dibujo tradicional.

Pilar